Inicio ColumnistasCentro histórico Centro histórico

Centro histórico

por Redacción
  • “Ni una coma quedará” de la reforma educativa: Delgado
  • La SEP reviró: Seguirá evaluación docente “por mandato constitucional”
  • Presenta la Iglesia católica su plan para lograr la paz en el país
  • Hoy el número de muertos supera al de “los sacrificios Aztecas” dice experto
  • Por Crescencio Cárdenas Ayllón

RedFinancieraMX

Ahora que está muy de moda el dicho universitario de “a palabras de porro oídos de Rector” surgen en la cámara de diputados una observación para que no se realicen ya las evaluaciones magisteriales que antaño reciente, no es cierto, hace poco movilizaban no solo a los maestros sino también a las policías federal, estatal y en algunos casos  hasta a elementos del ejército y la marina, pero esa demanda morenita recayó en “palabras de diputado oídos de Secretario” oídos sordos pues para las todavía actuales autoridades de la Secretaría de Educación Pública  (SEP) que dijeron que “¡no se suspenderán!” y que de aquí a diciembre que le hagan como quieran, después nada.

Las historias se relatan con aquello de: Todo comenzó cuando desde la tribuna de la Cámara de Diputados  Ciudad de México. Morena en la Cámara de Diputados abrogará la reforma educativa en su totalidad, y “no quedará ni una coma” del cambio constitucional  avalado al inicio del presente sexenio, sostuvo el coordinador de este grupo parlamentario, Mario Delgado.

Luego en entrevista en el recinto legislativo de San Lázaro, el líder de la nueva bancada mayoritaria en este órgano señaló que los maestros en el país no están en contra de la evaluación, sino en contra de un proceso punitivo y aseguró que éste debería ser un incentivo para su desarrollo profesional en lugar de una forma de sanción. Aseguró que el próximo titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Esteban Moctezuma, está de acuerdo con esta postura, por lo cual se realizan los foros educativos en distintas partes del país.

“El compromiso es muy claro por parte del Presidente electo (Andrés Manuel López Obrador), es la abrogación total de la reforma educativa y se está desarrollando foros que son organizados por el futuro secretario de educación para escuchar a los maestros y padres de familia, cosa que no se hizo en la reforma educativa de la presente administración… no va a quedar ni una coma de la reforma educativa”, indicó.

Con dichos foros, explicó, se planteará una reforma nueva que será aplicada en la administración federal que comenzará el 1 de diciembre encabezada por López Obrador.  Pero la pregunta es ¿si ya decidieron que no quedará piedra sobre piedra de la Reforma Educativa, perdón ni una coma para que sigan realizando los famosos oros que nadie pelará,  perdón otra vez, que nadie tomará en cuenta?

¡Ah!, pero no fueron lejos por la respuesta porque la Secretaría de Educación Pública (SEP) aseveró que “por mandato constitucional y legal” continuarán los procesos de evaluación docente y en lo que fue un

comunicado, señaló que en cumplimiento de lo dispuesto por la Constitución, las leyes General del Servicio Profesional Docente y del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), los lineamientos de éste “y el derecho de los docentes a participar en ellos, todos los procesos de evaluación previstos para el resto de 2018 serán realizados conforme al calendario establecido”.

Entonces como la bancada de Morena y sus aliados, el PES y PT, aprobaron un exhorto dirigido al Presidente de la República, a la SEP –en particular a la Coordinación Nacional del Servicio Profesional Docente–, al INEE y a las autoridades educativas de todos los estados, “para echar abajo de manera inmediata e indefinida la evaluación magisterial”.

Pero la SEP expuso que con fundamento en lo dispuesto por el artículo 3º. de la Constitución, así como por las leyes generales de Educación y del Servicio Profesional Docente y por la Ley del INEE, los procesos relacionados con el ingreso, promoción, reconocimiento y permanencia de los docentes al Sistema Educativo Nacional están claramente establecidos y regulados por el orden jurídico vigente.

Además, de conformidad con el artículo 3º.  fracción IX, Constitucional, corresponde al INEE coordinar el Sistema Nacional de Evaluación Educativa y emitir los lineamientos a los que se sujetarán todas las autoridades educativas para realizar las evaluaciones que les correspondan en el marco de sus atribuciones, incluyendo la evaluación del desempeño de docentes, técnicos docentes y personal con funciones de dirección y supervisión.

Para evitar dudas al respecto se precisó que en cumplimiento de dichas atribuciones, el INEE aprobó y publicó el pasado 7 de mayo, en el Diario Oficial de la Federación, los lineamientos para llevar a cabo la evaluación del desempeño del cuarto grupo de docentes y técnicos docentes, así como del personal con funciones de dirección y supervisión, y del personal que presenta su segunda y tercera oportunidad en Educación Básica y Media Superior para el ciclo escolar 2018-2019 (LINEE-07-2018 y LINEE-08-2018).

Expone que “la participación en los diversos procesos de evaluación es también un derecho de los docentes y nadie puede impedirles su ejercicio pleno de conformidad con el marco legal vigente”.

Asimismo, reiteró que, de acuerdo con los lineamientos del INEE, el modelo de la evaluación del desempeño deberá tener como referente a la escuela o plantel y estar vinculado a su contexto; estar referido a las características del entorno y del grupo de alumnos, y ser pertinente, buscando que sirva a la mejora de la práctica docente, con el propósito de que asegurar que sea una evaluación transparente, justa y válida”.

Por cierto que el domingo, Moctezuma Barragán presentado como posible próximo secretario de educación  conversó por más de hora y media, con el futuro presidente de México. Al salir, detalló que aún se encuentra en elaboración el plan educativo y la reducción de las subsecretarías, ya que mientras en algunas áreas se prevé una reducción, hay otros programas a los que les destinará mayores recursos, como las becas universales en educación media-superior, así como alimentación para estudiantes en zonas de mayor rezago, pero subrayó que “no se gastará lo que no se tiene”.

Otro de los puntos clave que discutió con López Obrador fue la creación de las 100 universidades en distintas zonas del país. “Su ubicación (de las universidades) va a ser otro tema importante de la equidad, será en lugares donde ayuden al desarrollo de la juventud de zonas menos desarrolladas del país, y con un enfoque regional, esto quiere decir que las carreras que se van a impartir van a estar íntimamente relacionadas con las necesidades y vocación de cada región”, dijo Moctezuma.

Desde el presupuesto 2019 ya habrá recursos etiquetados para ello, principalmente para la zona sur y sureste.

Además, se encuentran en desarrollo de la propuesta legislativa que busca eliminar la parte punitiva de la evaluación magisterial y que “México se dé cuenta que cometió una injusticia” con los maestros. Dijo que desde el 1 de diciembre comenzará a despachar en una oficina en Puebla, pero el traslado total de la SEP a esta entidad será de forma gradual a lo largo del sexenio, y lo cual forma parte de la descentralización que busca López Obrador para su administración.

Sobre la revisión en general del plan educativo que presentó a López Obrador, agregó que “busca que toda la estructura esté orientada a una situación de mucho más equidad en México, donde le pongamos más énfasis y esfuerzos a las zonas más pobres de México, a las zonas y regiones con menor desarrollo. Que tengan las niñas, niños y jóvenes prioridad, y que tengan calidad. Es una educación que va a tener calidad y vamos a mejorar en los índices internacionales”.

Actualmente, explicó, la SEP cuenta con cuatro subsecretarías, así como una unidad del tamaño de una sub secretaría. De estas cinco áreas, se perfila la reducción de dos de éstas. A pesar del adelgazamiento administrativo como parte de la política de austeridad de López Obrador, recalcó que “no se amputará nada que sea útil”.

Para encabezar dichas áreas, presentó una lista de 35 perfiles que analizará junto con el próximo mandatario nacional, para definir los cargos en dos semanas aproximadamente.

Y bueno como ya la situación de la violencia está más que desatada en el país y hasta ahora solamente se sabe de montajes y declaraciones de ineptitud de los que deberían estar controlando esas situaciones en todo el territorio nacional solo se atina a dar palos de ciego y cada vez más se recrudece la desaparición de personas, ahora las aplicaciones de la ley por manos de los pobladores los linchamientos pues  contra maleantes o supuestos maleantes sin que las policías puedan dar soluciones y los levantamientos también buscan superar sus números la situación está tan peligrosa que hay quien afirma con toda certeza que “ahora México ha registrado más muertos que los ocurridos en los sacrificios en tiempos de los Aztecas”.

Ante tal situación caótica y preocupante  ahora la Iglesia católica presentó su plan para lograr la paz en el país y fue así que difundió su plan para la construcción de la paz. Este trabajo, dado a conocer por la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), es su aportación a este tema, pero no ha sido presentado como propuesta de colaboración con el gobierno electo.

En el documento de 16 páginas rescata acciones que ya realiza, como la fundación de centros de derechos humanos, así como el acompañamiento a los migrantes y víctimas de la violencia, y pide a las comisiones y diócesis estar atentas a los temas sobre construcción de paz que marque la agenda legislativa y de gobierno para colaborar. Ahí señala que la realidad en la que se encuentra el país, la corrupción y la violencia en la que hace años vivimos, los llama como Iglesia a redoblar esfuerzos y actuar unidos, integrando y engarzando todas sus fuerzas y recursos.

Como compromisos pastorales expone dialogar y colaborar con las autoridades en los diferentes niveles de gobierno, la sociedad civil, organismos nacionales e internacionales para construir la paz, así como impulsar y reconstruir el sentido comunitario de las localidades para que toda persona se involucre y participe en las causas sociales.

Asimismo, pide que se eviten los protagonismos estériles, principalmente entre obispos y sacerdotes, para así buscar siempre mantener la unidad de la conferencia episcopal; incluir la colaboración de parte de asesores especializados en los diferentes temas de seguridad; encontrar y capitalizar a aquellos aliados que tengan una fuerte incidencia en las diferentes corrientes políticas, e integrar también dentro de su estrategia a líderes de opinión en los temas previamente escogidos. Además, apoyar y acompañar las causas indígenas en el cuidado y protección de sus riquezas naturales, de su territorio y cultura.

La jerarquía católica informó que las acciones pastorales en favor de la paz serán permanentes y apunta que como parte de esta estrategia para la construcción de paz capitalizará acciones ya efectuadas inicialmente en provincias de Guerrero, Oaxaca, Michoacán, Durango y Monterrey. A través de las diferentes dimensiones pastorales impulsarán medidas como la reactivación de los talleres de perdón y reconciliación; desarrollar iniciativas que coadyuven a la atención de la situación de desempleo y subempleo, y promover los procesos de gestación de la paz y la reconciliación entre los presos y la sociedad y sus familias.

También, rescatar a los jóvenes y a toda persona que haya caído en las garras del consumo de drogas, sin estigmatizarlos ni criminalizarlos sin una razón objetiva.

Todo lo anterior con la esperanza de hacer realidad esa parte de la Misa en la que se desea que “La Paz del Señor esté con todos nosotros”. Ojalá que así sea.

 

Por lo demás, todos estamos bien.

www.entresemana.mx

Te puede interesar