Inicio Economía Aún en picada la inversión fija bruta y el consumo privado

Aún en picada la inversión fija bruta y el consumo privado

por redfinanciera
  • En mayo, la IFB retrocedió 38.41% anual, la baja más profunda desde 1995
  • La disminución mensual en el consumo fue de 1.7% y en términos anuales de 23.5%

RedFinancieraMX

La inversión fija bruta (IFB) de México, al mes de mayo, registró una caída mensual de 4.46% y anual de 38.41% de acuerdo con cifras ajustadas por estacionalidad.

La caída anual de la IFB fue la más profunda desde agosto de 1995, cuando registró un retroceso de 41.14%.

En lo que va del año, la IFB acumula una contracción anual promedio de 21.16%, llevando al índice de inversión a 63.81 puntos, su menor nivel desde julio de 1997.

Al interior de la IFB, la inversión en maquinaria y equipo mostró una contracción mensual de 9.52%, más profunda que la caída de la inversión total. Esto equivale a un retroceso anual de 43.76%, no visto desde junio de 1995 y el tercero mayor en registro.

El INEGI informó que la Inversión Fija Bruta en construcción se contrajo sólo 0.51% mensual (luego caer 30.84% mensual en abril), registrando un retroceso anual 33.14%.

Aunque la inversión en construcción residencial tuvo un rebote mensual moderado de 2.79%, sigue siendo el rubro más afectado a tasa anual, mostrando un retroceso de 36.13%, mientras que la inversión en construcción no residencial muestra una contracción anual menor, de 29.77%, pues en el rubro se considera también la inversión en infraestructura.

Consumo privado

El Indicador Mensual de Consumo Privado en el Mercado Interior correspondiente al mes de mayo mostró una caída mensual de 1.7% y de 23.5% con respecto a mayo 2019.

Dentro del indicador, se observan caídas en el consumo de bienes, en 1.4% mensual y 21.5% anual, mientras que en los servicios las caídas son de 1.3% anual y 23.4% anual.

En cuanto al consumo de bienes importados, la caída mensual fue de 6.7% y anual de 33.8%, ya que este rubro sigue siendo afectado por la depreciación que ha sufrido el peso.

Se espera que para el mes de junio el consumo haya iniciado el proceso de recuperación, especialmente en bienes y servicios nacionales, pues el primer día del mes se levantaron las medidas de distanciamiento social y se reabrió la economía.

Ante esto, es probable que se muestre un incremento mensual, pero de manera anual se sigue esperando una caída de doble dígito por la afectación al empleo en México.

Te puede interesar