Inicio ColumnistasPicotazo político Picotazo Político

Picotazo Político

por Redacción
  • Por Miguel Ángel López Farías

RedFinancieraMX

Comienza tomar forma lo que advertíamos en el Picotazo Político del viernes pasado: AMLO trae bajo el brazo la idea, aun no cuadrada, pero idea con tintes de ser aplicada, de una reducción en el precio de la gasolina.

La epidermis social está lastimada y aún sin llegar a niveles de un rechazo generalizado en contra del presidente, significa por supuesto un boquete en la línea de flotación de los que aún ven con esperanzas a este gobierno del cambio con todo y su cuarta transformación.

Bajar las gasolinas colocaría árnica en el golpe, aliviaría el descontento y quitaría banderas a sus adversarios políticos que se han encargado de recordarle al graderío que fue el mismo López Obrador quien lanzó recetas en campaña para acabar con el abusivo incremento de los combustibles.

Hasta el momento ha permeado de manera lenta el mensaje del robo huachicolero, los ciudadanos han ido aceptando a regañadientes que detrás de esta drástica medida existe nobleza, fallaron en el modito de decir qué estaban haciendo, mal tino en comunicación, pero hay que reconocer, la figura de AMLO no ha sufrido mayor daño, y uno supondría que tras los primeros días del apocalipsis huachicolero vendrán las nubes negras para el tabasqueño presidente, pues no.

Y sin confiarse es que prepara el platillo adelgazante para que el gran público se sienta ligero con un anuncio que arranque el aplauso de los que han (hemos) hecho largas filas para  comprar 15 litros de magna.

Bajar el precio de los combustibles le daría oxigeno al gobierno, y a los dichos en este espacio. Ya son varios los comunistas que comenzaron a otear el movimiento presidencial de un adelanto del día del amor y la amistad con un ofertón gasolinero.

AMLO, lo hemos advertido desde hace años, es un zorro de la política, un amante del beisbol y de la estrategia y que enviará la señal adecuada en el momento oportuno para regocijo de la arena. pero claro, los mexicanos verían con buenos ojos que nos redujeran los caros combustibles, sólo que el tema de huachicoleo traen otro octanaje, e implica el que si o si se lleve a tribunales a todos aquellos que durante años saquearon a Pemex, y no sólo los ingenieros que perforan ductos.

Implica no sólo apapachar a unos ( como Romero Deschamps) o advertir que ningún presidente será perseguido, mientras se arroja confeti inofensivo sólo para crear el efecto de que se les envían señales a personajes como Enrique Peña Nieto.

Dos tiempos habrá para este gobierno: En la acción, lo del cierre de ductos y la recompensa con reducción al precio de las gasolinas y el otro, el de quedarse en suspenso esperando que el largo brazo de la justicia alcance efectivamente a quienes deben pagar cuentas, y en esto, francamente dudo que así sea.

Te puede interesar