Inicio ColumnistasPicotazo político Picotazo político

Picotazo político

por Redacción
  • Por Miguel Ángel López Farías

RedFinancieraMX

El gesto lo dice todo, la expresión corporal de Juan Pablo Castañón ,el ex líder del Consejo Coordinador Empresarial, o el rostro de Carlos Slim, a quien casi no se le reconoce por el rictus adusto…sentados en primera fila, oyendo al presidente amlo, el mandatario hablando de reconciliación, afila el discurso para que queda claro que el país, México, no puede avanzar sin la participación de los empresarios…me recordó a la campaña, a la alocución del entonces candidato de morena y su necesidad de hacerse acompañar por los hombres del dinero.

Él ya es presidente, y sus decisiones pesan en el ánimo de quienes generan empleos, que invierten…el prietito en arroz, como se dice, ha sido que en la convocatoria hicieron falta las damas que conforman el peso empresarial de medios de comunicación, que son importantes, vimos, cierto, a muchos hombres, varones, pero la equidad brillo en quien decide hacer la lista.

Cierto, tiene razón el presidente, este país no puede irse por la libre, sin los empresarios, pues en ninguna parte del mundo se dan los éxitos económicos descansando tan solo en el gobierno, el papel de los hombres y mujeres que impulsan a la industria, que abren empresas, que apuestan en contrataciones y depositan inversiones es fundamental para entender la buena salud de las arterias económicas.

Ni cuba aguantó tanto bajo un modelo socialista…al final de la respiración de Fidel castro se tuvo que abrir a los capitales privados., en este gobierno, el de amlo, se debe poner en marcha una mejor relación con los empresarios, no todos ellos participes de la corrupción, pero si encuadrados en un sistema político que a ratos se aprovechan de ellos, y a ratos los convierte en enemigos.

En los primeros meses de esta administración se abrió fuego en contra de muchos sectores, la idea morenista de que todos son corruptos ha llevado a una injusta maquinaria que ha golpeado la línea financiera de muchos empresarios, básicamente los pequeños y medianos, y algunos de peso…y no me refiero a el tema del defenestrado aeropuerto de Texcoco. Me refiero a lo que está ocurriendo en la Ciudad de México, en donde se dejó de pagar a cientos de proveedores, de distintas áreas, empresas que han servido al gobierno anterior, y que no necesariamente están involucradas en actos de corrupción o de favoritismos, las quejas ya llueven, la administración de Claudia Sheinbaum está acumulando demandas, por el momento tibias, pero se convertirán en gritos sonoros, que exigen el pago , la remuneración por los servicios prestados, de ahí que el discurso presidencial choque con la realidad, una en donde se maltrata a los empresarios, a los pequeños.

Que humilla a los trabajadores de estos, pues dejan de obtener salarios solo porque se decide no pagar. De ahí que el rostro de los jefes de empresas invitados a escuchar al presidente en la reunión de hace dos días sea de incredulidad, de desazón , pues las noticias de maltrato hacia ellos son una triste realidad.

Basta con asomarse a la Ciudad de México, en donde la lista de espera de los proveedores es larga, y muchos de ellos no quieren ni asomarse para revelar lo que está ocurriendo por temor a ser vetados.

Transformar no puede convertirse en aplastar a empresarios honestos.

Esa es la cuestión.

Te puede interesar