Inicio Economía Presiona inflación en corto plazo; la anual en primera quincena de mayo se ubica en 5.80%

Presiona inflación en corto plazo; la anual en primera quincena de mayo se ubica en 5.80%

por redfinanciera
  • La variable en los primeros 15 días del mes en curso se fijó en -0.01%

RedFinanciera

La inflación de la primera quincena de mayo, que se ubicó en una tasa quincenal de -0.01% y una tasa interanual de 5.80%, ubicándose por arriba de las expectativas y poniendo en evidencia las presiones inflacionarias en el corto plazo. La inflación quincenal de -0.01%, aunque negativa, es la mayor para una quincena igual desde 2002, omitiendo la primera quincena de mayo del 2020, cuando se ubicó en 0.30% ante las distorsiones en precios relacionadas con la pandemia del coronavirus.

Como era esperado, la inflación no subyacente, que incluye los productos de mayor volatilidad en su precio, fue negativa en una tasa quincenal de 1.00%. Al interior, los precios de los energéticos bajaron 3.72% quincenal, al disminuir las tarifas de energía eléctrica. El componente de electricidad retrocedió a una tasa quincenal de 21.26%, mientras que el gas natural se mantuvo sin cambios y el gas LP bajó 0.66%. Únicamente se observaron incrementos quincenales en los precios de la gasolina de alto (0.39%) y bajo octanaje (0.23%). El componente de energéticos se ubicó en una tasa anual de 25.62%, explicado en gran medida por un efecto de baja base de comparación.

También al interior del componente no subyacente, subieron 1.20% quincenal los precios de los productos agropecuarios, ubicándose en una tasa anual de 3.28%. Al interior de frutas y verduras los mayores incrementos quincenales se observaron en los precios del chayote (18.93% quincenal) y el jitomate (16.68%). Por su parte, la naranja, el chile serrano y el tomate verde mostraron aumentos quincenales mayores al 5%. En el resto de los productos agropecuarios destacó el aumento quincenal en los precios de la carne de cerdo (+3.55% quincenal), seguido por el pollo (1.39%) y el camarón (1.37%).

La inflación subyacente que determina la trayectoria de la inflación, se ubicó en una tasa quincenal de 0.33%, la mayor para una quincena igual desde 1999. Por lo anterior, la tasa anual subió de 4.13% a 4.22%, su mayor nivel desde la segunda quincena de febrero del 2018. Cabe mencionar que la inflación general anual bajó a 5.80%, principalmente como resultado de la reducción de tarifas eléctricas, pues en el componente subyacente, se mantiene una clara tendencia al alza.

Al interior de la inflación subyacente, el componente de mercancías se ubicó en 0.42% quincenal y 5.60% anual. Entre los 10 productos con mayor incremento en precios al interior de la inflación subyacente, destacaron las plantas y flores (+4.05% quincenal), seguido por productos de cuidado personal como cremas para la piel (+2.62%) y lociones y perfumes (+2.62%). Asimismo, algunas categorías de ropa, mostraron incrementos quincenales mayores al 2%, lo que indica una reactivación gradual de la demanda por productos no básicos. Cabe destacar que el precio de la tortilla, que sí es un alimento básico, subió a una tasa quincenal de 1.45%, acumulando un incremento en el año de 7.95%.

El componente de servicios mostró una inflación quincenal de 0.23% y anual de 2.71%. Los servicios que mostraron un mayor incremento quincenal en sus precios fueron los relacionados al turismo. El transporte aéreo incrementó 9.23% quincenal, mientras que los servicios turísticos en paquete aumentaron 2.63%.

Hacia el cierre del año, Grupo Financiero BASE mantiene su expectativa de una inflación anual de 5% y se identifican riesgos al alza para la inflación al interior del componente subyacente. Asimismo, se mantiene la expectativa de que Banco de México mantenga sin cambios la tasa de interés en 4.00% durante el resto del año.

Te puede interesar