Inicio ColumnistasSe comenta solo con… Se comenta solo con…

Se comenta solo con…

por redfinanciera
  • Los malos malos y los buenos buenos
  • Por Carlos Ramos Padilla

RedFinancieraMX

Inicia el desfile de acusados y el de impunes. La lista va creciendo de un lado y reduciéndose del otro.

¡Enrique Peña! Carlos Salinas, Romero Deschamps, Rosario Robles, Emilio Zebadua, Emilio Lozoya, Juan Collado, Mario Marín, Cesar Horacio Duarte, Francisco Gil, Pedro Joaquín Caldwell, León Trauwitz y los que se acumulen.

Algunos señalados, otros amparado, unos perseguidos, otros en defensa. Hasta el momento con averiguaciones, no sentencias. Del otro lado pues los impunes, Marcelo Ebrard, Napoleón Gómez U., Cesar Yáñez, Eva Cadena (la exlegisladora pedinche en Veracruz), Manuel Velasco, Ángel Aguirre Rivero, Ana Gabriela Guevara, Reyna Basilio Ortiz, Claudia Sheinbaum, Mario Delgado, Ricardo Monreal y los que se acumulen.

Algunos discretos, otros operando, unos con importantes cargos públicos, pero todos con señalamientos de irregularidades muy claras como la Línea Dorada del Metro, ilícitos sindicales, enriquecimiento inexplicable, abuso de poder, inhabilitados por la Función Pública pero rescatados, acusados con vínculos con el crimen organizado, malos manejos de las finanzas públicas, muertes por negligencia durante los sismos, pero todos sin aparentes carpetas de averiguación, acusaciones presidenciales públicas o prisión preventiva.

Los malos de gran impacto mediático que deben y muchas a la nación, y los buenos, protegidos, promovidos y considerados víctimas de un sistema represor. El caso es que de uno u otro lado el salpicadero de irregularidades ofende, desde Nico, el chofer o el señor de las ligas, o el Lobombo o tantos otros casos en donde el maquillaje impera más que la aplicación de la ley. Y los que están en la cárcel, a los que se les ha comprobado sus arterias, dispuestos a disparar videos, agravaciones o documentos para hundir a otros, los que los exhibieron.

Es un ramillete de venganzas que generalmente se usan para fines electoreros, nada más. ¿Qué ha pasado, por ejemplo, con la mafia internacional que atacó a comensales en Artz?, que con el combate serio y firme a los cuarteles en Santo Domingo, Tepito o Tláhuac? Qué con quienes hablan de la pobreza a través de la 4aT pero cobran salarios de insulto en medios de comunicación?

Que con los responsables de que el primer semestre del año sea el más violento en la historia de México? Pues parece que eso no deja huella en la percepción colectiva. Aunque daña al tejido social, pues puede esperar.

Alguien sabe cómo va la investigación del helicóptero en Puebla y por qué no se llamó a declarar a Barbosa cuando afirmó que no era “el primer magnicidio” que ocurría?. Pero bueno, iremos revisando día con día esa pasarela de funcionarios que hoy aún andan con corbata y masacradas de seda, mañana, a la mejor con overoles de reos y cadenas en la cintura.

Te puede interesar