Inicio ColumnistasTras la puerta de poder Tras la puerta del poder

Tras la puerta del poder

por redfinanciera
  • Gobernadores y alcaldes pueden ser destituidos si no acatan recomendaciones de la CNDH, advierte Monreal
  • Por Roberto Vizcaíno

RedFinancieraMX

La advertencia fue directa para gobernadores y alcaldes del PAN que antier indicaron que no reconocen a Rosario Piedra como presidenta de la CNDH por las supuestas irregularidades cometidas en su designación, y que por lo tanto no acatarán sus recomendaciones.

Al respecto Ricardo Monreal, doctor en Derecho Constitucional y presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado dijo:

“Las personas pueden desconocerla, no hay ningún problema, hay opiniones distintas.

“Pero la autoridad no puede desconocerla, porque de acuerdo con el 102 Constitucional, todas las recomendaciones tienen que ser atendidas, todas, y la autoridad tiene la obligación de atenderlas.

“Nada de que yo no la atiendo, porque incurrirían en desacato y probable juicio político.

“Serían llamados a comparecer ante el Senado, es algo establecido en la Constitución, y la ley, en el caso de desacato, y en el caso de que persista el desacato, puede existir incluso juicio político y destitución”, subrayó.

Monreal indicó que eso está establecido en la Constitución y se dijo extrañado de que no lo tomen en cuenta ni los gobernadores ni los alcaldes del PAN, partido que tradicionalmente ha sido reconocido por la calidad de sus abogados.

“… se extrañan mucho en la derecha los buenos abogados”.

“No es una buena idea, ni siquiera es inteligente, menos brillante (dijo a los gobernadores y alcaldes inconformes del PAN) mandar al diablo las instituciones… me parece que es una mala idea y deben de reconsiderar, porque si así lo hacen, incurren en responsabilidades como autoridad.

“Todas las autoridades estamos sometidos y sujetos al principio de legalidad. Si no acatan las resoluciones o recomendaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos incurren en responsabilidad.

“Pueden incluso ser sometidos a juicio político, de acuerdo con el 108 y 110 constitucional, y pueden ser destituidos, si así lo determina la mayoría en las cámaras, cuando se actúa en el análisis y en la aplicación de juicios políticos”, insistió.

BIEN QUE SE OPONGAN

Por lo demás subrayó que las oposiciones tienen todas las garantías para no estar de acuerdo con el Gobierno y las mayorías legislativas.

Es lógico y deseable que acudan y usen a las instituciones judiciales para intentar modificar reformas y leyes, aseguró el zacatecano, quien afirmó que nadie podrá echar abajo la designación de Rosario Piedra como presidenta de la CNDH.

Y es que la emisión de Leyes y nombramientos por el Congreso no es algo recusable por el poder judicial, indicó.

“Nosotros (los senadores de Morena y su coordinador) no tenemos preocupación”, indicó.

¿Ninguna?, reviró el periodista.

“Ninguna”, conformó Ricardo Monreal.

En cuanto a las denuncias y reclamos del PAN, PRI, PRD y MC que hoy forman el llamado bloque opositor, el presidente de la Junta de Coordinación Política dijo:

“Es normal, pues, es la normalidad democrática que ellos se opongan”.

En ese espacio está hoy la iniciativa de Ley de Austeridad, a la cual los opositores atribuyen carácter inconstitucional.

¿Ustedes creen que es una ley fundamentada, legalmente sustentada, con asidero?

“Está sustentada, firme, producto de una conciencia ciudadana y de un reclamo ciudadano y va a ser buena para el país. La austeridad es ahora una política de Estado, era conveniente después de tanto saqueo, tanta corrupción, tanto dispendio, que existiera una Ley de Austeridad Republicana, es muy importante”, indicó.

POR MAYORÍA ABRUMADORA QUEDAN ORTIZ Y DE GYVES

En este contexto, en el que el bloque opositor desaparece en el momento menos esperado, ayer fueron designadas como miembros de la Judicatura Federal las abogadas Loretta Ortiz y Verónica de Gyves.

Ambas llegan -como en otros casos recientes-, bajo el estigma de estar absolutamente sometidas intelectual, política, partidaria y por su estrecha relación personal a la voluntad de su promotor, el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Sin embargo, luego de una larga sesión donde, sobre todo los senadores del PAN cuestionaron duramente ambas designaciones, ambas fueron votadas con una mayoría abrumadora.

Con 108 senadores presentes, Loretta Ortiz -esposa de José Agustín Ortiz Pinchetti, Fiscal Electoral y uno de los más antiguos colaboradores de AMLO-, fue electa por 95 votos a favor, 13 en contra y 0 abstenciones.

Y la abogada Verónica de Gyves llega con 94 votos a favor, 17 en contra y 1 abstención.

Llegan así a integrarse a una institución formada por 7 ministros: La Judicatura es encabezada por el Presidente en turno de la Suprema Corte de Justicia; 3 más designados por la propia Suprema Corte, 2 nombrados por el Senado y 1 nombrado por el  Presidente de la República.

Este grupo vigila a todos los integrantes del Poder Judicial y puede remover o enviar a prisión a jueces y magistrados y se encarga de designar a otros.

Ello les otorga un poder determinante sobre todos quienes forman al Poder Judicial.

AMLO VA CON TODO VS LIDERES CAMPESINOS

Para el Presidente López Obrador el reto de someter a los líderes y a las organizaciones del campo ya no es siquiera una cuestión de Estado, es absolutamente personal.

¿Hablar, negociar con ellos? ¡Para nada! ¡Son corruptos!, ha dicho y reiterado en todos los furos y ocasiones.

Protestan porque quieren moches, afirma. Desecha así el reclamo de los dirigentes de que el campo social está en quiebra. No así los agricultores y los empresarios dedicados a la exportación.

¿Qué de escucharlos, de negociar con ellos, de darles al menos parte de lo que reclaman de apoyos depende la gobernabilidad?, ¿qué de eso depende evitar pérdidas por los paros y las marchas?, ¿qué sus paros pueden provocar desabasto de alimentos?, ¿de otros productos?, ¿qué es de justicia social atenderlos?, ¿que de ellos dependen muchos de los más pobres y desprotegidos de México?

“Nanananana, ya no hay, se acabó, todo se va a repartir directo… lo que diga mi dedito, no-no-no… ¡YA SE ACABÓ!!!”, es la respuesta presidencial.

Enfrentado a este posicionamiento presidencial y la necesidad de tener que negociar con los dirigentes campesinos que hoy cercan y ahogan a la Cámara de Diputados, Mario Delgado no encuentra la rendija para evitar la guerra.

Y junto con Alfonso Ramírez Cuellar, presidente de la Comisión de Presupuesto, busca y le rasca para atraer recursos a fin de aplicarlos a lo que exigen los líderes campesinos y poder así levantar el paro.

Sin embargo los bajos montos logrados y el lenguaje agresivo, descalificador de AMLO hacia el movimiento, alejan cualquier arreglo.

Hoy y mañana se verá si los campesinos ceden o si van a la guerra contra el gobierno de AMLO con todo, como amenazan.

rvizcainoa@gmail.com / Twitter: @_Vizcaino / Facebook / https://www.facebook.com/rvizcainoa

Te puede interesar