Inicio ColumnistasTras la puerta de poder Tras la puerta del poder

Tras la puerta del poder

por redfinanciera
  • Sin sorpresas: acotan a Morena y suben PRI, PAN y PRD
  • Por Roberto Vizcaíno

RedFinancieraMX

Como afirma el clásico: “de acuerdo a nuestros datos y con los informes hasta este momento” todo apunta que Morena no alcanzó mayoría ni absoluta ni calificada en la Cámara de Diputados.

De confirmarse, el presidente Andrés Manuel López Obrador se habrá quedado sin su apoyo más importante para finalizar como tenía proyectado su 4 Transformación.

En lo que advierte un final plagado de impugnaciones ante el Tribunal Electoral, los dirigentes del PRI, PAN y PRD en su primera evaluación adelantaron triunfos en Campeche, Nuevo León, Colima, Tlaxcala, Michoacán, Guerrero, San Luis Potosí y Zacatecas.

Y triunfos capitalinos en Cuajimalpa, Magdalena Contreras, Cuauhtémoc, Álvaro Obregón, Coyoacán, Milpa Alta.

El PAN por si sólo reclamó el gane en Querétaro y en Benito Juárez.

Pero lo más importante es que tanto Alejandro Moreno del PRI, Marko Cortes del PAN y Jesús Zambrano del PRD afirmaron que sus encuestas de salida los dan como ganadores de la mayoría absoluta en la Cámara de Diputados.

Mario Delgado presidente de Morena salió tarde sólo para advertir que nada de lo dicho por sus contrarios era cierto y que su partido fue el que ganó la mayoría de las gubernaturas, diputaciones, alcaldías y todo lo demás.

En este contexto triunfalista del todos contra todos, el INE salió -a través del consejero Noé Murayama- a señalar que nadie se podía declarar ganador de nada hasta no saber el conteo de votos realizado por la autoridad electoral.

Ajenos a la ética política, dirigentes y candidatos salieron a pretender ganar en los medios. Crear percepciones. Supuestos.

La mecánica y las reglas electorales creadas por los propios partidos día el Congreso, indica que primero se deberán dar a conocer hacia las 11 de la noche los primeros resultados del PREP, es decir, de los conteos rápidos que tampoco son los oficiales.

Esos resultados relativamente finales, deberán ser cantados oficialmente por el INE a partir de pasado mañana miércoles, cuando cada una de las autoridades electorales a lo largo y ancho de México hayan recontado votos y confirmado actas firmadas por todos los representantes de los partidos políticos en cada una de las 160 mil que se casillas desplegadas en todo el país.

Copias de esas actas deberán ser a su vez colocadas para informar al público en cada una de las casillas lo que permitirá que cada partido pueda captarlas y hacer un recuento elemental para definir dónde perdieron y dónde ganaron sus candidatos, en todos los niveles, desde diputados locales, alcaldes, diputados federales y gobernadores.

Con esos datos será hasta el miércoles en que cada partido y candidato sepa realmente dónde ganó y dónde perdió, y por cuanto, en cada caso.

Mientras tanto todo es alegoría, engaño público, calentar ánimos.

Así que hay que tomar un Equanil, lo menos un tecito de tila, y esperar resultados oficiales.

Mientras tanto, hay que decirlo, corre la sensación pública de que al final de esta elección no sólo hubo una afluencia mayor de lo que se proyectaba, que podría haberse dado un voto no sé si de castigo o no, pero que cambió la conformación del predominio de Morena y de que lo que viene es un período de mayor confrontación entre AMLO y la oposición para sacar adelante cuestiones esenciales como el presupuesto de Egresos, las responsabilidades de rendición de cuentas, y las sanciones.

Mucho de eso, si no es que la mayoría, tasará por impugnaciones ante el Tribunal Electoral y por una dura confrontación en medios informativos y redes sociales que polarizará aún más a los mexicanos.

Sin duda así viviremos la segunda y parte final del sexenio de AMLO.

CRECERÁ LA NEGOCIACIÓN EN EL SENADO.

Si es cierto que la oposición PRI, PAN y PRD pasará de una alianza electoral a una legislativa, eso significa que, sin las mayorías de Morena y aliados en San Lázaro, los acuerdos finales deberán lograrse en el Senado.

Y hay muchos pendientes Constitucionales, que exigirán mayoría calificada en ambas cámaras, es decir dos terceras partes más 1.

Lo primero es tramitar los nombramientos de ministros de la Suprema Corte por el fin de período de sus mandatos. Y las designaciones de consejeros electorales, incluido el nuevo presidente del INE.

Ahí veremos cuál es el nuevo alcance de operación Ricardo Monreal, quien llevará en lo adelante una pesada carga para cumplir un mínimo de propuestas del presidente López Obrador.

En fin, hoy todo está en el aire como decía el premio Nobel Bob Dylan.

rvizcainoa@gmail.com / Twitter: @_Vizcaino / Facebook / https://www.facebook.com/rvizcainoa

Te puede interesar